miércoles, 31 de mayo de 2017

Formación para catequistas¡ De verdad¡

Si, amigos catequistas, en Quito existe unas escuelas para catequistas que se llama "Santo Hermano Miguel" y es dirigida por su coordinador Luis Obando.

Es semi presencial, tiene que asistir a clases con un profesor y luego a través de la pagina one line, con su clave tiene acceso a materiales, documentos, música, actividades, películas, evaluaciones etc, que le ayudarán a prepararse mejor para que su servicio en la parroquia sea mejor, eficiente.

Y es muy barato¿ por todo el año una cantidad muy pequeña.

Les invito a visitarnos y a empezar a formarse , y servir mejor¡

www.catequesishermanomiguel.org


informarse también en : mantilla36@hotmail.com



SAN MARCELINO CHAMPAGNAT

Fiesta: 6 de junio



Marcelino Champagnat, fundador de los hermanos maristas, fue un sacerdote francés que nació el 20 de mayo de 1789. De niño fue a la escuela, pero la abandonó a muy temprana edad profundamente conmovido por el mal trato que los maestros daban a los alumnos. A los 15 años ingresó al seminario y fue ordenado sacerdote el 22 de junio de 1816.
Desde el primer momento, la idea de fundar una sociedad dedicada a la enseñanza de los más pobres centró todos sus esfuerzos. Con este fin, al poco tiempo de llegar a su primera parroquia, fundó los Maristas (Sociedad de María) con dos jóvenes que fueron los primeros miembros de la nueva Institución. En noviembre de 1819 se fundó la primera escuela de los hermanos Maristas.
Entre los años 1824 y 1825 comenzó la construcción de una nueva casa para los hermanos, el Hermitage, que será el centro de su actividad educativa. El 29 de abril de 1836 la Santa Sede autorizó la Sociedad de María. 
Falleció el 6 de junio de 1840, al momento de su muerte ya había abierto 50 escuelas. El 18 de abril de 1999 fue canonizado por san Juan Pablo II.


jueves, 25 de mayo de 2017

U catequista es un comunicador

Rodrigo Pinedo, Manuel Bru, Gil Tamayo y Fernando Prado

Presentación de “Las diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas” (Claretianas)

Manuel Bru: “En este momento, la Iglesia está llamada no a juzgar, sino a escuchar y comprender la realidad”

Gil Tamayo: “Lo decisivo de la propuesta del Papa se resume en recuperar el sentido social de la comunicación”

Jesús Bastante, 24 de mayo de 2017 a las 17:32
Francisco invita a que los periodistas salvaguardemos las libertades, los derechos, demos voz a quienes no la tienen, con una comunicación verdadera, que estime la verdad, la belleza en el decir, y que haga una cohesión social
Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas/>

Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas

Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas (Claretianas)/>

Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas (Claretianas)

  • Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas (Claretianas)
  • Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas
  • Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas (Claretianas)
  • Presentación del libro de Bru
  • Presentación del libro de Manuel Bru
  • Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas (Claretianas)
  • Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas
  • Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas (Claretianas)
  • Presentación del libro de Bru
  • Presentación del libro de Manuel Bru
  • Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas (Claretianas)
  • Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas
  • Diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas (Claretianas)
  • Presentación del libro de Bru
  • Presentación del libro de Manuel Bru
(Jesús Bastante).- En este mundo marcado por las prisas y la "infopolución informativa", resulta necesario encontrar expertos en síntesis. Buenos profesionales, que sepan encontrar las claves para entender la comunicación y, en este caso, al Papa Francisco. Manuel Bru es uno de ellos.
La Delegación de Medios del Arzobispado de Madrid acogió este mediodía la presentación de "Las diez cosas que el Papa Francisco propone a los periodistas", un nuevo título de la colección que dirige Fernando Prado en Publicaciones Claretianas. Su autor, Manuel Bru, fue durante muchos años delegado episcopal, y ahora lo es de Catequesis. Y ha aunado su experiencia como comunicador y sacerdote para apuntar las claves del mensaje de Bergoglio a los comunicadores, sean o no creyentes.
El jefe de prensa del Arzobispado, Rodrigo Pinedo, ejerció de anfitrión, destacando que "el papa Francisco es un comunicador nato. Parte de la receta de su éxito es que hoy, en tiempos convulsos, comunica mucha esperanza y mucha confianza".
Por su parte, Fernando Prado -quien anunció la segunda edición de este libro, en menos de tres días- agradeció al autor su sensibilidad y buen hacer en este ejemplar de la colección, que pretende recoger "de manera sencilla pero comunicando con profundidad" el magisterio del Papa a distintos colectivos. De la familia a la ecología, pasando por sacerdotes, periodistas, catequistas, mujeres, consagrados.... En principio, la idea es hacer 14 libritos. "Cuando tuve la suerte de presentárselos al Papa, me dijo: 'Vaya Via Crucis que me has preparado'", bromeó el claretiano.


Por su parte, el portavoz de la Conferencia Episcopal, José María Gil Tamayo, agradeció a Bru la capacidad de sintetizar, en "un pequeño gran libro", las intuiciones del Papa respecto a la comunicación. "La síntesis solo la hacen los maestros, los que saben, y en Manuel se dan las dos circunstancias: es un periodista de a pie y es un profesor".
¿Qué aporta Francisco?, se preguntó Gil Tamayo. "Francisco reivindica el sentido social de la comunicación, la referencia al otro, al destinatario de la comunicación". "Lo decisivo de la propuesta del Papa se resume en recuperar el sentido social de la comunicación", incidió el sacerdote, que reclamó la "constante opción por los pobres, también en la comunicación, para que ocupen una primacía en la selección de las noticias".
"El Papa nos vuelve a recordar que la comunicación tiene que ser social y relacional", incidió Gil Tamayo, quien destacó el "respeto exquisito a la dignidad de las personas, a la verdad, al bien y a la belleza" propuestos por Francisco. "Nos pide una visión positiva, que reivindica el buen estilo y comunique esperanza en estos tiempos de populismos, que es el tiempo de la gente defraudada".
Así, el portavoz abogó por "recuperar el sentido humano ante la espectacularización, la mercantilización de la comunicación, el colonialismo cultural, la despersonalización... En un mundo plural no podemos estar haciendo una comunicación individual".
"Francisco invita a que los periodistas salvaguardemos las libertades, los derechos, demos voz a quienes no la tienen, con una comunicación verdadera, que estime la verdad, la belleza en el decir, y que haga una cohesión social, donde se busque el bien común, respetando las diferencias" concluyó el portavoz episcopal.


Finalmente, Manuel Bru agradeció a los compañeros periodistas su presencia en la presentación, y confesó que el trabajo "ha sido muy fácil, porque lo he hecho con mucha ilusión, y porque el Papa lo permite". Así, recordó la lectura, hace ocho años, de una pastoral de Bergoglio sobre "comunicador, quién es tu prójimo", que sirvió, durante un curso, a la reflexión del grupo de Crónica Blanca, de jóvenes comunicadores, fundado por el sacerdote madrileño.
Una de las claves del libro, aseguró, es que "el Papa 'propone', no impone, no dirige, no plantea como una urgencia a la que todos tienen que sumarse. El Papa pone un acento, muestra a la Iglesia como maestra, muy unida a la Iglesia como madre. Y una buena madre y un buen padre, antes de imponer a sus hijos, les propone".
"En este momento de la vida de la Iglesia, ésta no está llamada tanto a juzgar como a escuchar y comprender la realidad, y sólo después proponer pistas para encararla y mejorarla. Eso es lo que hace el Papa con los periodistas con sus mensajes", señaló Manuel Bru, quien destacó cómo Francisco "se aproxima, escucha a los medios, a los niños y adolescentes del sexto continente, el digital, y escucha a los periodistas. Trata de comprenderles, a ellos y a sus dificultades".
Y, además, aboga por "humanizar este mundo a través de la comunicación. Entender este diálogo dentro de un diálogo con la cultura de hoy". En su libro, Manuel Bru "no recojo indicaciones piadosas, ni es un ejercicio espiritual para periodistas, no es ésa la idea. La idea es ofreceros una síntesis de una propuesta respetuosa, profunda, provocativa y esperanzadora a los periodistas".
"Sin hacer juicios sumarísimos, propone un desafío desde la libertad del comunicador. Sé libre de verdad, hasta el fondo. Con libertad, proximidad a los desfavorecidos, voz de los sin voz", y, por encima de todo, "un mensaje lleno de esperanza. Lejos de ingenuidades, propone una sola cosa. Lo que nos pide es que busquemos al que queda en la cuneta de las autopistas de la información".

miércoles, 24 de mayo de 2017

Catequistas un ejemplo a seguir.....Un testigo de verdad¡

Romero vive
Agencias

"Pensemos en el beato Romero, ¿no? En lo que sucedió por decir la verdad", recuerda

Francisco recuerda a Romero: “Una Iglesia sin mártires, que no arriesga, produce desconfianza"

El Papa denuncia "una Iglesia de los negocios, una Iglesia cómoda, en la comodidad de la tibieza, tibia”

Jesús Bastante, 23 de mayo de 2017 a las 17:41
Es éste el camino de nuestra conversión cotidiana: pasar de un estado de vida mundano, tranquilo, sin riesgos, católico, sí, sí, pero así, tibio, al estado de vida del verdadero anuncio de Jesucristo, a la alegría del anuncio de Cristo
Centenario del nacimiento del Beato Romero/>

Centenario del nacimiento del Beato Romero

San Romero, mártir/>

San Romero, mártir

  • Centenario del nacimiento del Beato Romero
  • San Romero, mártir
  • Monseñor Romero
  • Romero, ¿doctor de la Iglesia?
  • El Papa Francisco, con un retrato del Beato Romero
  • Jóvenes con Romero
  • Cuadro de monseñor Romero
  • Obispos de (casi) todo el mundo, en la beatificación de Romero
  • Beatificación de monseñor Romero
  • San Romero, de Maximino Cerezo
  • Centenario del nacimiento del Beato Romero
  • San Romero, mártir
  • Monseñor Romero
  • Romero, ¿doctor de la Iglesia?
  • El Papa Francisco, con un retrato del Beato Romero
  • Jóvenes con Romero
  • Cuadro de monseñor Romero
  • Obispos de (casi) todo el mundo, en la beatificación de Romero
  • Beatificación de monseñor Romero
  • San Romero, de Maximino Cerezo
  • Centenario del nacimiento del Beato Romero
  • San Romero, mártir
  • Monseñor Romero
  • Romero, ¿doctor de la Iglesia?
  • El Papa Francisco, con un retrato del Beato Romero
  • Jóvenes con Romero
  • Cuadro de monseñor Romero
  • Obispos de (casi) todo el mundo, en la beatificación de Romero
  • Beatificación de monseñor Romero
  • San Romero, de Maximino Cerezo
(J. B./RV).- "Una Iglesia sin mártires produce desconfianza; una Iglesia que no arriesga produce desconfianza; una Iglesia que tiene miedo de anunciar a Jesucristo y de expulsar a los demonios, a los ídolos, al otro señor, que es el dinero, no es la Iglesia de Jesús".
En el día en que se cumplían dos años de la beatificación de Óscar Arnulfo Romero, Francisco recordó al arzobispo salvadoreño, y su vida de riesgo por la Iglesia, la verdad y la justicia, que le llevaron al martirio. "Pensemos en el beato Romero, ¿no? En lo que sucedió por decir la verdad", señaló el Papa en Santa Marta, en una homilía en la que denunció "una Iglesia de los negocios, una Iglesia cómoda, en la comodidad de la tibieza, tibia", frente a la Iglesia que se arriesga frente a los peligros.
Tantas personas consagradas han sido perseguidas por haber denunciado actitudes de mundanidad: el mal espíritu prefiere una Iglesia sin riesgos y tibia. Lo afirmó el Santo Padre en su homilía de la Misa matutina celebrada en la capilla de la Casa de Santa Marta.
El Pontífice también recordó el segundo aniversario de la beatificación de Monseñor Oscar Romero, Arzobispo de San Salvador, asesinado por los escuadrones de la muerte ligados al régimen militar por haber denunciado las violencias contra los pobres.
El Papa recorrió en su reflexión el capítulo 16 del libro de los Hechos de los Apóstoles, que narra acerca de Pablo y Silas en Filipos, donde una esclava que practicaba la adivinación comienza a seguirlos y, gritando, los señala como "siervos de Dios". Se trataba de una alabanza, pero Pablo, sabiendo que esa mujer estaba poseída por un espíritu malo, un día lo echó. El Santo Padre puso de manifiesto que Pablo comprendió "que aquel no era el camino de la conversión de esa ciudad, porque todo permanecía tranquilo". No era la Iglesia de Cristo. Todos aceptaban la doctrina. Pero no había conversiones.
Tantos perseguidos por haber dicho la verdad
Y de hecho - dijo el Papa - él entendió el engaño y expulsó a aquel espíritu que, aun diciendo la verdad, es decir que él y Silas eran hombres de Dios, era también "un espíritu de tibieza, que hacía tibia a la Iglesia". A la vez que afirmó que en "la Iglesia, cuando alguien denuncia los tantos modos de la mundanidad, se lo ve mal y es mejor que se aleje":
"Yo recuerdo en mi tierra, a tantos, tantos hombres y mujeres consagrados buenos, no ideólogos, sino que decían: ‘No, la Iglesia de Jesús es así...'. ‘Este es comunista, ¡afuera!', y lo expulsaban, lo perseguían. Pensemos en el beato Romero, ¿no? En lo que sucedió por decir la verdad. Y tantos, tantos en la historia de la Iglesia, también aquí en Europa. ¿Por qué? Porque el mal espíritu prefiere una Iglesia tranquila, sin riesgos, una Iglesia de los negocios, una Iglesia cómoda, en la comodidad de la tibieza, tibia".




Ante lo sucedido en Chile... Omar Mantilla

Es impresionante concer lo suedido en Chile, la renuncia de todos los obispos sin duda no es lo más mportante pero si nos marca y me da verg...